Las poblaciones de vertebrados descienden un 58% advierte el WWF

Madrid (EFEverde).- Las poblaciones mundiales de peces, anfibios, reptiles aves y mamíferos, han disminuido cerca del 58% en los último 40 años, según el informe Planeta Vivo presentado hoy por del Fondo Mundial para la Naturaleza en el que se alerta que el actual sistema productivo alimentario es la principal causa de degradación ambiental.

EFE

De acuerdo con el estudio, entre 1970 y 2012 las poblaciones de agua dulce son las que han sufrido un mayor descenso, con una caída del 81 %, seguidas de las poblaciones terrestres, con una disminución del 38 %, y de las marinas, que han experimentado una reducción del 36 %.

El análisis, que ofrece una visión panorámica del estado de las especies y los impactos generados por la actividad del ser humano, ha examinado la tendencia global de casi 15.000 poblaciones de más de 3.000 especies a través del Índice Planeta Vivo (IPV).

Este trabajo, que se elabora bianualmente desde 1994, incluye este año un escenario que prevé para 2020 una disminución de las poblaciones de vertebrados del 67 % por las actividades humanas si las tendencias actuales continúan.

En este sentido, la mayor amenaza para la biodiversidad es la pérdida y la degradación de los hábitats junto con la sobreexplotación de las especies.

La responsable del programa de aguas y agricultura de WWF, Eva Hernández, ha destacado que en España son los humedales como Doñana o Daimiel los “principales sufridores” de la sobreexplotación de agua para la producción agrícola.

Además, ha explicado que, aunque la masa forestal en España ha aumentado en los últimos años -actualmente los bosques ocupan cerca del 26% de la superficie nacional-, esta lo ha hecho por “abandono” y no ha mejorado su calidad, aumentado el riesgo de incendios.

El director de conservación de WWF, Enrique Segovia, ha explicado que también hay “signos de esperanza”, como el retorno de grandes carnívoros a Europa gracias a la Directiva Hábitats, y en concreto ha señalado que en España están aumentando las poblaciones de lince ibérico, lobo y oso pardo.

La principal causa de la pérdida y degradación de hábitats es el sistema de producción alimentario actual, que también es responsable de otras amenazas para la biodiversidad como la sobreexplotación de especies, la contaminación y la pérdida de suelos.

Así, destacan que el 75 % de la oferta actual de alimentos del mundo proviene de 12 plantas y especies animales.

“Desde 1973 empezamos a consumir más de lo que el planeta es capaz de regenerar y la humanidad ya necesita 1,6 planetas para satisfacer su demanda anual de recursos naturales”, ha señalado Segovia.

Si todos los habitantes del mundo consumieran recursos al mismo ritmo que España, serían necesarios 2,1 planetas para satisfacer la demanda global, por encima de China, Brasil o India.

Ha añadido que España ocupa el puesto 22 en la clasificación mundial de la Huella Ecológica, una lista que encabezan China, Estados Unidos e India, aunque cabe destacar que “nuestra huella ecológica ha disminuido desde 2007”, principalmente en los cultivos.

“Esta disminución la achacamos a la crisis económica, que ha frenado un modelo de producción desenfrenado. Siempre que ha habido parones económicos en España se ha producido un descenso de la Huella Ecológica y una reducción de las emisiones de CO2”, ha añadido.

Las conclusiones del informe determinan que el planeta está entrando en una nueva era geológica bautizada como “Antropoceno”, donde el ser humano es el principal causante de las transformaciones que sufre la Tierra y cuyos impactos “son visibles en una sola generación”. EFE mpa

 

Cuéntanos lo que piensas

A %d blogueros les gusta esto: