Saltar al contenido
Inicio » Blog » Los desplazamientos forzados en Colombia se duplicaron respecto al año pasado

Los desplazamientos forzados en Colombia se duplicaron respecto al año pasado

Los desplazamientos forzados por la violencia en Colombia aumentaron este año de manera alarmante, cerca de duplicar el total de 2020 y de triplicar las cifras anuales registradas en 2012.

El número de afectados en emergencias de desplazamiento masivo ya alcanza más de 57.100 personas, una cifra que duplicó los 25.300 del año pasado, cuando -debido a las fuertes medidas de confinamiento a causa de la pandemia del coronavirus- se llegó a ese registro de personas desplazadas.

La cifra actual triplicó el número total de desplazados en emergencias masivas anuales desde 2012, informó la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA).

Por su parte, la Defensoría del Pueblo difundió hoy datos que indican que el desplazamiento forzado en Colombia creció un 213% en julio, agosto y septiembre de este año, comparado con el mismo trimestre del año anterior, afectando a más de 15.600 personas durante ese período.

En concreto, según recoge Caracol Radio, el número de familias afectadas por el desplazamiento forzado debido a las acciones de los grupos armados colombianos pasó de 1.682 a 5.266.

Un 107% más de personas se vieron afectadas por este fenómeno, pasando de 7.542 a 15.644.

Asimismo, más de 10.000 personas tuvieron que confinarse durante este período.

El fenómeno del desplazamiento forzado se registró en doce municipios de los departamentos de Antioquia, Bolívar, Cauca, Chocó, Nariño, Norte de Santander y Valle del Cauca.

Los principales afectados son las comunidades étnicas de los departamentos de la costa Pacífica y noroccidente del país.

La Defensoría del Pueblo destacó que las personas desplazadas que regresaban a sus hogares en este período lo hacían sin garantías de seguridad, pero volvían pese al peligro de los grupos armados.

Por otro lado, la región del Pacífico sigue siendo el epicentro de la disputa territorial por las actividades relacionadas con el narcotráfico y la minaría ilegal, por lo que persiste el riesgo de desplazamientos y confinamientos forzados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *