Cómo cargar el coche correctamente sin romperse la cabeza

Por Inga Stracke (dpa)

Un pequeño smartphone es capaz de golpear la cabeza de un conductor como si pesara 15 kilos, algo que se puede producir dentro de un automóvil si un teléfono móvil de 300 gramos sale volando tras un frenazo brusco de un coche que circule a 50 km/h.

La fuerza centrífuga es responsable de que un objeto adquiera hasta 50 veces su propio peso. También el hecho de que dentro de un coche la carga no esté colocada correctamente. El Auto Club Europa (ACE) calcula que una caja de bebidas que salga disparada hacia adelante puede convertirse en un peso de tres cuartos de tonelada.

Colocar la carga del maletero incorrectamente antes de iniciar un viaje de vacaciones no es el único riesgo potencial de accidentes dentro del habitáculo del vehículo. Tras comprar en un centro de bricolaje o en una tienda de muebles, hay que asegurarse de que el coche está cargado correctamente.

ILUSTRACIÓN – Una cobertura del maletero impide que las piezas de equipaje se desplacen al interior de la cabina. Foto: Silvia Marks/dpa

Un embalaje inteligente es como un juego de ordenador

«Colocar el equipaje de forma segura es un poco como jugar al Tetris», dice el portavoz de ACE Sören Heinze, recordando el popular juego, en el que se debían encajar correctamente gran número de bloques de diferentes formas.

«Debes guardar todo de forma segura desde el principio, así nada saldrá volando dentro del habitáculo», señala.

ARCHIVO – A más carga, más presión: si se sale de viaje con el coche cargado, hay que agregar presión de aire a los neumáticos. Foto: Sina Schuldt/dpa

El experto aconseja de manera especial prescindir de las botellas de vidrio, debido al riesgo de rotura. Las botellas de bebida deben colocarse en los soportes existentes en el vehículo, mientras que el mejor sitio para el teléfono móvil es un soporte fijo.

«Es importante no dejar nada suelto en el maletero», dice Heinze. «Cualquier cosa que vuele hacia adelante como un proyectil puede golpear y hacer mucho daño e incluso causar lesiones graves. Y el reposacabezas no protegerá», advierte.

Asegurar y cubrir

Julia Fohmann, portavoz del Consejo Alemán de Seguridad Vial (DVR), también aconseja colocar el equipaje con cuidado. «No debe haber huecos y todo debe estar bien asegurado», recomienda.

«En la medida de lo posible, no debe plegarse el respaldo de los asientos traseros, ya que actúa como una barrera de seguridad, y se debe utilizar la tapa del maletero, una red de seguridad o, si es necesario, cubrir la carga con una manta», añade.

En el caso de que viajen niños u otros pasajeros en la parte trasera, las bebidas o los sistemas de entretenimiento deben estar bien sujetos a la parte posterior de los asientos delanteros.

Las bolsas más grandes pueden guardarse en el hueco para los pies de los pasajeros.

«Esto nos lleva al Tetris: Incluso en el maletero, los objetos grandes deben ir debajo y preferiblemente en la parte central. Luego se puede ir rellenando por los lados, delante y detrás, para crear una carga compacta», explica Heinze el procedimiento correcto.

La carga puede sobresalir

El vehículo y la carga juntos no deben tener más de 2,5 metros de ancho ni más de cuatro metros de alto. La sección 22 del Reglamento de Tráfico Vial alemán regula las limitaciones de carga. Exceder la altura reglamentaria supone una multa mínima de 240 euros (unos 275 dólares).

Los vehículos de menos de 2,5 metros de altura no pueden llevar carga que sobresalga por la parte delantera, y en la parte trasera el máximo es de 1,5 metros. Y tres metros para distancias de menos de 100 kilómetros, por ejemplo para llevar a casa material desde un centro de bricolaje o una tienda de muebles.

«Si la carga afecta a la seguridad vial, la policía puede detener el vehículo e imponer una multa», dice Fohmann. Esta circunstancia también es aplicable a animales que no usan sistemas de retención dentro del vehículo, ya que legalmente se consideran carga.

Asegurar y señalizar la carga

«Si se dobla el asiento trasero para llevar cargas alargadas, todo debe estar asegurado con una cinta ajustable, por ejemplo, para que no pueda deslizarse hacia atrás y adelante dentro del vehículo», recomienda Heinze.

«La nueva librería también debe ser antideslizante y hay que asegurarse de que el portón trasero esté bien cerrado para que no pueda abrirse», añade.

La carga que sobresalga del vehículo debe ser señalizada, por ejemplo con una bandera de 30 por 30 centímetros, una señal roja del mismo tamaño o un cuerpo cilíndrico de 35 centímetros de diámetro. «Las luces traseras deben ser absolutamente visibles en los lados», advierte Fohmann.

Pesar en caso de duda

La información sobre el peso máximo permitido del automóvil se encuentra en la parte I del certificado de registro, que antes era denominado documento de registro del vehículo.

La certificadora de vehículos TÜV Süd aconseja llevar a una báscula pública el vehículo, cuando esté listo para arrancar y con el depósito de combustible lleno. Muchos municipios disponen de este servicio, solo hay que consultar a las autoridades locales.

Hasta la policía utiliza este método, pesar el vehículo sospechoso de sobrepasar el límite de carga, según TÜV Süd. La multa puede variar según el lugar.

dpa

Cuéntanos lo que piensas

A %d blogueros les gusta esto: