“Debemos poner ya una meta de cero deforestación”

Reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, exigir que los compromisos del Acuerdo de París se empiecen a cumplir y moderar al máximo la deforestación son acciones determinantes para frenar el cambio climático.

En estos términos se refirió el profesor titular de la Universidad Nacional (U.N.) Sede Medellín, Germán Poveda Jaramillo, al abordar el tema del cambio ambiental global. Al respecto, afirmó que las medidas que se están tomando se basan en modelos que no representan ni bien ni de manera coherente el clima de Colombia, tanto en su pasado como en su futuro.

Uno de los grandes problemas que identificó es que el país tiene unos niveles muy altos de deforestación, pues se están talando bosques de modo desenfrenado. “Por eso, ya mismo se debería poner como proyecto nacional una meta de cero deforestación, no para el 2030, ni del 20 % con respecto al 2015, según se comprometió Colombia en el Acuerdo de París. Creo que ese compromiso llegaría muy tarde y pobre”, subrayó el docente.

El “cambio ambiental global” es un término más amplio que el “cambio climático”, pues incluye el agotamiento de los recursos naturales no solo por extracción sino también por contaminación, mal uso y degradación, explicó.

En este sentido, el profesor Poveda alertó que los países tropicales, por tener unas influencias climáticas fuertes, están sintiendo y van a sentir cada vez más los impactos del calentamiento global, con fenómenos meteorológicos extremos y frecuentes, y unas repercusiones negativas en sectores como la agricultura, la energía, la navegación fluvial, además de enfermedades tropicales, riesgos y desastres naturales.

“Esto está amenazando la seguridad alimentaria. Vamos a tener periodos de sequía más frecuentes y más extensos, lo que afectará la producción de alimentos y tendrá efectos en nuestro país”, advirtió el académico durante la última sesión de la Cátedra Julio Garavito Armero.

Deforestación y GEI

El docente expresó su preocupación, pues se están tomando decisiones con base en modelos que para él tienen mucha incertidumbre. En tal sentido consideró que “Colombia tiene que hacer un esfuerzo muy a fondo y desarrollar investigación científica para cuantificar los efectos del calentamiento global durante el resto del siglo XXI, con base en modelos físicos más coherentes y representativos de la realidad climática del país”, afirmó.

El experto de la U.N. Sede Medellín añadió, además, que se deben realizar los estudios e investigaciones que respalden de manera honesta esas medidas de adaptación desde el punto de vista científico.

Sexta gran extinción

El investigador también recordó que la acción del hombre está causando la sexta gran extinción masiva de especies biológicas del planeta. Además, la contaminación y el agotamiento de la base de recursos naturales, como aire, agua y tierra, se conjugan con el calentamiento global para hacer el panorama mucho más preocupante.

Es el caso de la pesca, que se está haciendo de manera “esquizofrénica”, por ejemplo, a nivel mundial la sobrepesca excedió hace mucho las tasas naturales de regeneración, provocando la extinción de las especies de peces y mamíferos de los océanos. A este problema se añaden otros como la contaminación de los suelos y el aire de las ciudades.

Según el experto, todavía estamos a tiempo de tomar decisiones políticas para que las consecuencias se puedan revertir en algunos casos, porque en otros ya no hay punto de retorno. “Tengo la esperanza de que el hombre, con su inteligencia, va a poder resolver los problemas ambientales que él mismo ha creado, porque es uno de los retos más importantes que enfrenta la humanidad en la actualidad”, precisó.

“Creo en el ingenio humano, creo que nos va a sacar de esta encrucijada”, concluyó el profesor Poveda.

A %d blogueros les gusta esto: