Identifican la zona más hipersalinizada de la Ciénaga Grande de Santa Marta

Se trata del Complejo Pajarales, que forma parte de la ecorregión Ciénaga Grande de Santa Marta. Así lo determinó el primer mapa que identifica las zonas que más presentan dicha condición en este humedal Ramsar y reserva internacional de biosfera.

La hipersalinización es un evento extremo que se da cuando la concentración de salinidad es superior a 40 ups (unidades prácticas de salinidad). Dicho evento se hace evidente cuando se produce una gigante capa de sal que impide una dinámica ecológica adecuada en el sistema lagunar, lo cual estanca en algunas áreas.

Steffani María Sanjuán Murillo, estudiante de la Maestría en Medio Ambiente y Desarrollo de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Medellín, explica que como ingresa poca agua dulce no se remueven sales que se acumulan en algunas áreas y que se quedan allí como resultado de la evapotranspiración (cantidad de agua del suelo que regresa a la atmósfera por evaporación y transpiración de las plantas).

Para identificar lo que sucedía concretamente en el Complejo Pajarales la investigadora realizó un análisis de vulnerabilidad por medio de índices. Después estudió los eventos extremos ocurridos en la Ciénaga Grande de Santa Marta, los cuales pueden incidir en la ocurrencia de acumulación de sales.

Durante el periodo evaluado se identificaron 15 eventos extremos que tienen relación directa con el fenómeno de El Niño. Estos se dieron entre 1973 y 2009, años en los que la precipitación fue escasa y predominó la evapotranspiración.

En el análisis se tuvieron en cuenta series de datos de caudales de los ríos Magdalena, Sevilla, Fundación y Aracataca, los cuales desembocan en la Ciénaga Grande de Santa Marta. También se obtuvo información de precipitación de ocho estaciones del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) y de evapotranspiración, datos de registro de un satélite.

“Por ejemplo, con las series de datos del río Magdalena se encontró que para 1977 hubo un evento de 109 días. El interés también estuvo en hallar el balance de evapotranspiración y precipitación, lo cual probablemente tuvo que ver con hipersalinización en 2002, 2003, 2004 y 2008”, expone la estudiante. Los registros se compararon con referencias existentes.

Además agrega que en 1997 la precipitación fue tan baja que causó acumulación de sequía en el ecosistema, lo que está relacionado con información existente que indica que en la zona la precipitación estuvo por debajo de la media anual.

“Igual ocurrió en 1995, cuando también se registró un evento extremo en el que el déficit de lluvia fue de más de seis meses. Eso da cuenta del aumento de salinidad en los caños que bañan la Ciénaga desde el río Magdalena y en la muerte de manglar”, añade.

Así mismo se evaluaron vulnerabilidades físicas asociadas con zonas expuestas a hipersalinización, capacidad de retención de agua salada y clasificación de manglares. También se tuvo en cuenta el componente socioeconómico, que se relaciona con servicios económicos y poblaciones. Otra más fue la ecológica, en función de especies vegetales sensibles a la salinización.

Según la investigadora Sanjuán Murillo, la información generada “es útil para que quienes toman decisiones comprendan cuáles son las áreas en las que se deben enfocar para hacer planes de gestión, en los que se debe hacer mayor esfuerzo para conservar el sistema de manglar”.

La Ciénaga Grande de Santa Marta

La Organización Colparques afirma que es la laguna costera más grande y productiva del Caribe colombiano, ubicada en jurisdicción de los municipios Pivijay y Remolino, del Magdalena.

Según información de Parques Nacionales Naturales, la Ciénaga y el complejo lagunar que la conforma se originaron como una bahía costera que se fue modificando.

En 2000 fue declarada por la Unesco como Reserva de la Biósfera y Patrimonio de la Humanidad. Es uno de los principales ecosistemas de Colombia, con dos áreas protegidas: la Vía Parque Isla de Salamanca y el Santuario de Flora y Fauna de la Ciénaga Grande de Santa Marta.

Cuéntanos lo que piensas

A %d blogueros les gusta esto: